Umbrales sensoriales

 La energía que alcanza un receptor debe ser suficientemente intensa para tener un efecto perceptible. La intensidad mínima de energía física requerida para producir una sensación se denomina umbral absoluto. ¿Cuánta estimulación sensorial se necesita para producir una sensación? Por ejemplo, ¿qué tan fuerte debe ser un sonido para que una persona lo escuche? ¿Qué tan brillante debe ser una “señal” en la pantalla del radar para que la vea el operador? Para responder este tipo de preguntas, los psicólogos presentan un estímulo de diferentes intensidades y le preguntan a la gente si siente algo. Uno podría esperar que en cierto punto una persona dijera de repente “ahora veo el destello” o “ahora escucho un sonido”. De hecho, la sensibilidad a la luz, el sonido, la presión u otros estímulos varía de una persona a otra e incluso de un momento a otro para la misma persona. Por este motivo, los psicólogos acordaron establecer el umbral absoluto en el punto en que una persona puede detectar el estímulo el 50 por ciento de las veces que éste se presenta (vea la figura 3-1)

No hay comentarios.:

Publicar un comentario